EMdr

EMDR     son las siglas de (en inglés)   Eyes   Movement   Desensibilation and   Reprocesing, cuya traducción al castellano es    Reprocesamieto y Desensibilización mediante el Movimiento Ocular. 

EMDR se descubrió en 1987 cuando Francine Saphiro se dio cuenta de que mediante el movimiento de sus ojos de un lado a otro, el malestar que experimentaba frente a algunos sentimientos desagradables disminuía o desaparecían. Este descubrimiento casual se ha convertido, tras estudios e investigaciones científicas, en una técnica novedosa en psicoterapia eficaz y científicamente validada.

 Cómo funciona el EMDR

Las personas almacenamos nuestros recuerdos en redes neuronales y están conectados entre sí de la misma manera que las uvas de un racimo están separadas, pero unidas entre sí y agrupadas en el racimo.

Cuando vivimos suceso traumático y emociones desagradables y muy intensas (miedo, estrés…) el procesamiento del trauma puede quedar sin procesar y bloqueado.

¿Qué ocurre cuando no logramos “archivar” adecuadamente la información del suceso traumático en la red de recuerdos correspondiente?

En estos casos, la información queda fragmentada en nuestro sistema nervioso (“mal almacenada”) y puede activarse posteriormente en situaciones similares en nuestra vida cotidiana de manera automática (pensamientos desagradables intrusos, tristeza o miedo sin que encontremos causa aparente, pesadillas recurrentes…) llegando incluso a condicionar nuestra conducta y por lo tanto nuestra vida.

EMRD consiste en usar    estimulación bilateral,   ya sea mediante movimientos oculares o cualquier otro tipo de estimulación como sonidos o golpecitos (tapping) en un protocolo especial relacionado con las situaciones traumáticas, con el consecuente reproceso de las mismas dando lugar a la desaparición de la sintomatología.

EMDR es una técnica muy eficaz y está científicamente probada en la mayoría de los problemas psicológicos.  Sólo debe ser utilizada por profesionales titulados y con experiencia probada.

El tratamiento de EMDR está especialmente indicada en:

  • Trauma
  • Adicciones
  • Ansiedad y Pánico
  • Trastorno por estrés post-traumático
  • Control de impulsos
  • Problemas psicosomáticos
  • Duelos patológicos

También se usa   EMDR   para aliviar la angustia y/o la fobia de hablar en público, para mejorar el rendimiento en el trabajo, en los deportes y en las interpretaciones artísticas.

Solicita ya tu    SESIÓN INFORMATIVA GRATUITA   y/o  Llama al   966410667  para más información.

¡RESERVA UNA SESIÓN INFORMATIVA GRATUITA AHORA!

Phone: 966410667